Skip to main content

Las empresas que realizan operaciones de comercio internacional en una moneda diferente al peso colombiano siempre estarán expuestas a las fluctuaciones cambiarias. Para gestionar el riesgo cambiario, existen mecanismos financieros que permiten cubrirse de estas eventualidades.

La información aquí contenida es simplemente material informativo que se pone a disposición de los Negocios. Es responsabilidad de los clientes y los Negocios el cumplimiento de la normatividad que le sea aplicable.


Contenido del artículo

- ¿Qué es el riesgo cambiario?
- ¿Por qué se da el riesgo cambiario?
- ¿Cómo disminuir el riesgo cambiario?
- Tipos de coberturas cambiarias


¿Qué es el riesgo cambiario?

Cuando una empresa hace una operación de comercio internacional está expuesta a varios riesgos, entre ellos, el riesgo cambiario que se materializa con los movimientos de la tasa de cambio, es decir la cantidad de pesos que se deben pagar o recibir por cada dólar o euro.

En el caso de un exportador, al momento de realizar la venta en dólares a un cliente se fija una tasa de cambio determinada, pero una vez se realiza la operación cuando se van a reintegrar las divisas la tasa de cambio puede ser menor, por lo que la empresa recibe menos pesos frente al valor por el cual hizo la venta a su cliente en el exterior.

En las importaciones ocurre lo contrario, porque cuando se hace la compra de un bien la tasa de cambio está a un determinado nivel y cuando se va a pagar la importación la tasa de cambio puede estar mucho más alta, por lo que el bien sale mucho más costoso de lo planeado. Estas situaciones, afectan la rentabilidad de las operaciones de comercio exterior y pueden generar pérdidas si no se tienen previstos movimientos inesperados en el valor de la divisa en que se pactó la operación.

¿Por qué se da el riesgo cambiario?

Existen varios factores, pero en gran medida es la coyuntura internacional la que aumenta la volatilidad de la tasa de cambio. A continuación, explicamos el impacto de las variables involucradas:

  • Cambios en el precio del petróleo: tradicionalmente la tasa de cambio en Colombia ha estado asociada a los precios del petróleo, si estos subían los mercados interpretaban que iban a llegar más dólares al mercado colombiano y por tanto la cotización del dólar bajaba. Por el contrario, si los precios del petróleo bajaban se anticipaba una reducción en el ingreso de dólares al mercado por lo que el precio del dólar subía.
  • La guerra comercial entre China y Estados Unidos: esta situación ha generado gran incertidumbre en los mercados y los diferentes anuncios de Estados Unidos sobre el tema cambian las preferencias de los inversionistas y mueve la tasa de cambio hacia arriba o hacia abajo.
  • La situación social interna: con las recientes movilizaciones también se elevó el precio de la divisa, dada la incertidumbre con respecto al rumbo que podrían tomar las conversaciones planteadas por el Presidente y el impacto sobre la producción del país.

 

Volatilidad negocios

 

¿Cómo disminuir el riesgo cambiario?

El mercado financiero colombiano ofrece tres mecanismos para que los empresarios puedan asegurar que en las operaciones de comercio internacional el precio inicial pactado no se vea afectado ante una revaluación o devaluación de la moneda. Se aconseja acudir a asesores cambiarios o a su banco de confianza para conocer sobre los instrumentos existentes:

Tipos de coberturas cambiarias:

  • Coberturas naturales: Provienen del propio negocio y se puede dar cuando en el flujo de la operación parte de los ingresos y los egresos se realizan en la misma moneda extranjera con plazos y montos similares, por lo que no se requiere hacer conversiones de monedas, sino que se disponen los recursos en moneda extranjera en una cuenta en el exterior y si estos se utilizan para pagar la importación se deberá marcar como mecanismo de compensación ante el Banco de la República, entre otros aspectos procedimentales a tener en cuenta . También se pueden generar cuando es posible mantener en el balance de la empresa, activos y pasivos en la moneda extranjera que se compensen entre ellos.
     
  • Coberturas cambiarias financieras: En el mercado financiero colombiano hay tres mecanismos para que los empresarios gestionen el riesgo cambiario y puedan asegurar que en las operaciones de comercio internacional el precio inicial pactado no se vea afectado ante una revaluación o devaluación de la moneda.

 

Encuentra los productos que el banco puede ofrecerte en coberturas cambiarias
en comercio internacional aquí

Forward Sobre Divisas Swap de Tasa de Cambio

Es una herramienta que permite al cliente cubrirse de la exposición al riesgo de tasa de cambio, por el plazo y monto exacto que desee cubrir.

Descúbrelo aquí

Elimina la incertidumbre generada por el tipo de cambio y las tasas de interés variables  ya que las partes acuerdan intercambiar flujos de dinero en el futuro.

Descúbrelo aquí

 

1. Forwards:

En Colombia el mecanismo más desarrollado es el forward de moneda, un contrato entre una entidad financiera y un cliente (exportador o importador) en el cual se comprometen a comprar o vender una cantidad de divisas en una fecha futura a un precio determinado desde el inicio.

Volatilidad negocios

Es importante tener en cuenta que hay 2 modalidades de forward: con entrega (Delivery) y sin entrega (Non Delivery Forward - NDF). En el primer caso, al terminar el plazo las dos partes deben hacer entrega de los montos acordados, por lo que es la modalidad más usada por importadores y exportadores. Mientras que, en el segundo caso, al llegar la fecha de vencimiento se liquida por compensación, es decir, no existe entrega física del monto negociado, solo se recibe o se entrega la diferencia en pesos entre la tasa pactada en el forward y la tasa de mercado del día del vencimiento multiplicado por el monto de divisa negociado.

2. Opciones:

El cliente adquiere el derecho de vender o comprar un monto de divisas, a una tasa determinada en una fecha futura. Como no se adquiere una obligación sino un derecho, al llegar la fecha de vencimiento el cliente puede decidir si ejerce su derecho o no dependiendo de la tasa de cambio del mercado. Es decir, si la tasa de cambio del mercado favorece al cliente este puede ejercer su derecho de no realizar la operación, pero si no le favorece puede realizar la operación. De esta manera, para adquirir el derecho el cliente debe pagar una prima en el momento de la negociación.

Así pues, los empresarios tienen dos opciones: call y put, dependiendo de la operación de comercio internacional que vayan a realizar.

  1. En el caso de una importación se puede adquirir una opción call, en la cual el importador paga una prima para obtener el derecho de comprar un monto de divisas en una fecha futura y a una tasa pactada, mientras que la entidad financiera tiene la obligación de vender en la fecha de vencimiento el monto de divisas a la tasa pactada.
  2. En el caso de una exportación se puede hacer uso de una opción put, donde el exportador al pagar una prima tiene el derecho de vender un monto de divisas a una tasa determinada en una fecha específica, al mismo tiempo que la entidad financiera adquiere la obligación de comprar el monto de divisas cumpliendo las condiciones de precio y fecha.

 

En este sentido, al llegar la fecha de vencimiento tanto el importador como el exportador deberán comparar la tasa del mercado y la tasa pactada en la opción para decidir si ejercen el derecho o no.

3. Futuros:

Por último, están los Futuros de TRM contratos Non Delivery estandarizados con una cantidad fija de dólares que vencen en fechas determinadas por la Bolsa de Valores de Colombia (BVC). Sin embargo, en este mecanismo de cobertura el empresario no debe esperar a la fecha de vencimiento para liquidar el contrato. Por otro lado, para tener acceso a los futuros de TRM el empresario debe pagar una comisión a un corredor de bolsa y se debe constituir una garantía a favor de la BVC a través de la sociedad comisionista de bolsa con la que trabaje el empresario.

 

Conoce nuestra Guía de Comercio Internacional y aprende todo lo que necesitas para importar y exportar

Para un importador o exportador, asegurarse para el riesgo cambiario es clave. Tener un seguro para riesgo cambiario se compara con una póliza contra incendios: “uno lo paga, pero ojalá nunca ocurra el incendio, pero si ocurre yo estoy asegurado”. Es una cultura que toma tiempo desarrollar, pero que cada día los empresarios del sector están acudiendo más a protegerse.

Temas clave:

¿Te pareció útil este contenido?

Inscribirme

Suscríbete a nuestro boletín

1. Mantente actualizado con información semanal.
2. Ten a la mano temas de interés para tu negocio.
3. Entérate de lo último en tendencias para tu empresa.

¿Quieres ver más artículos de Actualízate?

Descúbrelos

¿Aún tienes dudas?

Puntos de
atención

Visítanos

Chat en
línea

Escríbenos

Llámanos a
nuestra línea

018000 91 0090

Prefieres que te
llamemos

Cuando quieras

Contáctanos por
redes sociales

${loading}